SEGUIDORES

jueves, 21 de abril de 2011

POLLO CON ESPECIES


Esta receta la he sacado del blog de Angie Perles, me pareció muy sabrosa y una manera diferente de comer las pechugas de pollo, que en resumidas cuentas es practicamente la única carne que se come en mi casa, eso y las albondigas así que aquí os dejo la receta.

INGREDIENTES:

- 2 bandejas de solomillos de pollo
- especies tomillo, oregano
- 2 dientes de ajo
- aceite de oliva y pimenton dulce

A COCINAR:

Lavamos y cortamos las pechugas de pollo en palitos o cuadrados. En un mortero echamos el tomillo, el oregano, los ajos, el aceite de oliva y el pimenton dulce y hacemos una pasta con ello, se lo añadimos a las pechugas y las dejamos macerar unas 2 horas.

Pasado ese tiempo las pasamos por harina, huevo batido con un poco de leche y pan rallado.

Freimos.

Servimos acompañadas de lo que nos guste, en mi casa fueron patatas y kepchu.

FUENTE. La cocina de Angie.

11 comentarios:

Fermin dijo...

Me a parecido una receta estupenda para comer de otra forma distinta las pechugas de pollo y tienen que estar de vicio.
Besos

Paula dijo...

en casa también nos gusta mucho el pollo y con especias es una buena alternativa ;)

Salu2, Paula
http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
http://galletilandia.blogspot.com

dulce dijo...

delicioso este pollo y se ve muy crujiente realmente delicioso bess

Federica dijo...

che meraviglia!tanti auguri di Buona Pasqua!

Trini Altea dijo...

Guaaaaaaaaaaaaaau!!!
Llevo un rato intentando coger un trocito pero esta …….. pantalla no me deja.

Mari Carmen dijo...

¡Qué ricas! La maceración les dará un punto estupendo. Besitos.

orquidea59 dijo...

Muy ricas tiene que estar preparadas así, maceradas.
Besos

orquidea59 dijo...

Muy ricas preparadas asi, maceradas.
Besos

Las Tartitas de Llanetes dijo...

Pues genial, que ya se cansa una de las pechugas a la plancha, qué ricas!!

dulce dijo...

que buena receta te ha quedado genial, besos

Angie dijo...

Me alegro que lo hayas hecho y espero que te gustase tanto como a nosotros. Un besito, Ana!